25 ago. 2008

ORO EN TAE KWON DO


México está contento porque obtuvo dos medallas de oro en Tae Kwon Do en los Juegos Olímpicos de Beijing 2008. Guillermo Pérez Sandoval y María del Rosario Espinoza, fueron los mejores en una disciplina más oriental que occidental, una prueba más de que el mundo ya sólo es uno.

Cada vez que vi la noticia de cómo Guillermo y María ganaron el oro, pensé en la felicidad que debió causarle a Sue, un practicante de Tae Kwon Do muy especial. Sin duda esta disciplina tiene algo más que enseñarnos a los mexicanos, no es sólo un deporte, es una actitud mental.

Les dejo la entrevista que hice a Sue Aguayo para el número de Deportes de la revista Marometa.

MENTE Y CORAZÓN
Texto: Julia Cuéllar
Foto: Alfredo Blasquez

“En cada paso que doy, pongo siempre mente y corazón” es el lema de vida de Sue Aguayo, cinta negra de Tae Kwon Do. Su historia comienza como la de cualquier niño, jugar, ir al colegio, recibir amor de su madre, practicar Karate. Un accidente automovilístico a los 10 años de edad que le provocó quemaduras y el diagnóstico de ceguera total en su adolescencia, son las tragedias que pudieron destinarlo a la depresión, el encierro y la baja autoestima, sin embargo, convirtieron su experiencia de vida en única, y su fortaleza en un ejemplo a seguir.

Con 30 años de edad, Sue ya ha sido maestro de música, ha tenido una banda de Ska llamada Colgado de la Brocha, ha ganado combates de Tae Kwon Do en América Latina y en Europa, ha dado conferencias de motivación a empresarios, pero sobretodo ha mostrado que los obstáculos nos los ponemos nosotros, porque no existen imposibles para quien se atreve a soñar e intentar sin desistir. Él mismo alguna vez tiró la toalla, después del accidente pensó que el deporte ya no era una opción, inició su acercamiento a la música y un día tras seleccionar a un matrimonio como vocalistas de su grupo, descubrió que eran maestros de Tae Kwon Do, inició con ellos su entrenamiento en esta arte marcial y desde el 2004 el deporte lo ha vuelto a acompañar.

Sue se autodefine como un hacedor de sueños. Nos cuenta que a los 7 años, vio un grupo musical que le encantó y pensó que algún día, el estaría en uno. Algo parecido sucedió a sus 9 años cuando practicaba karate, asistió a una exhibición de cintas negras y se dijo “Yo quiero estar ahí”. La visualización de sus deseos aunado al esfuerzo y dedicación diaria, es la magia que transformó los sueños de Sue en realidad. Ahora quiere compartir su secreto y ser un hacedor de sueños para la gente. Para lograrlo emplea sus escuelas de Tae Kwon Do y sus conferencias como foros de transformación personal para los asistentes. En ambas enseña que la única manera de convertirnos en quien estamos destinados a ser, es potenciando nuestras capacidades, creyendo en nosotros y no desistiendo nunca aunque el panorama parezca adverso, es una decisión de voluntad el ver problemas o retos.

Para Aguayo, el Tae Kwon Do antes que ser un deporte es un estilo de vida, es una actitud. Dependiendo de la actitud que muestres en un torneo o en la vida, es lo que obtendrás. La programación neurolingüística funciona, si crees que lograrás tus metas así será, si dudas y te recriminas tu falta de capacidades u oportunidades no tendrás nada. Uno debe, según Sue, descubrir cuál es su capacidad y potenciarla, volverse disciplinado y metódico.

Sue reconoce que su mayor reto ha sido ser feliz porque si no lo considerara un reto entonces escogería lo fácil, estar de malas y ser infeliz. Dice que parte de su felicidad está en creerse lo que es y ponerlo al servicio de lo demás.

Para quien participó exitosamente en el Sexto Abierto Internacional de Buenos Aires Argentina y el Sexto Abierto Internacional de España, el amanecer donde tienes un lugar para dormir, ropa y comida, es la primera gran oportunidad del día. Es la prueba de que hay oportunidades esperando que las tomemos, y si el miedo es lo que nos frena, Sue nos recomienda tres claves para alcanzar el éxito: Preparación, Constancia y Seguridad en uno mismo

Entre sus planes a futuro está continuar difundiendo su mensaje de superación, de entusiasmo y de gratitud a la vida, al mismo tiempo desea participar en más torneos antes de retirarse en el 2012.

Sue confiesa que alguna vez vio dificultades, pero ahora su fuerza proviene de mirar con otros ojos, los de la mente para visualizar el éxito y los del corazón para hacerlo todo con pasión.


ES TIEMPO DE ACTUAR.
Para conocer más acerca de Sue Aguayo, sus éxitos deportivos, sus escuelas, sus conferencias y talleres te recomendamos visitar la página: www.sueaguayo.com.mx. O contactarlo a los siguientes teléfonos: (01 55) 57 00 32 65. Celular. (044 55) 85 106 109

No hay comentarios: