17 may. 2009

DERROTA VICTORIOSA

El mártir y el sacrificado, esas dos formas de la victoria mexicana. No ganamos, nos derrotaron, pero, al menos, sufrimos en el proceso. Tanto, que merecemos la eterna gloria de un aplauso el día que nos entregan la medalla por no ganar.

FABRIZIO MEJÍA MADRID
Fragmento TEQUILA, DF.

No hay comentarios: